Logo, Gobierno ColombiaLogo, Marca País
Logo, Biblioteca virtual para ciegos de colombia
Acceder

Listar por Materia "Literatura estadounidense - Novela estadounidense - Emociones y sentimientos"

Mostrando ítems 1 al 20 de 35

Resultados de la búsqueda

Lista de resultados

  • Al otro lado del umbral

    Al otro lado del umbral 

    Derleth, August

    En realidad, esta es la historia de mi abuelo. En cierto modo, sin embargo, pertenece a la familia entera, y por encima de ella, al mundo; y ya no existe razón alguna para ocultar los terribles detalles de lo que sucedió en la casa solitaria, perdida en lo más profundo de los bosques del norte de Wisconsin. (Tomado del contenido del libro) (Fecha de reseña 11/12/2015)

    Formato: PDF (Portable Document File)

  • Portada no disponible

    El asesino infinito 

    Edgan, Greg

    El número de mundos paralelos es infinito más allá de toda medida - infinito como los números reales, no simplemente como los enteros -, lo que hace difícil cuantificar estas cosas sin elaboradas definiciones matemáticas, pero, aproximadamente, parece que soy invariable de una forma poco común: más parecido de un mundo a otro de lo que lo es la mayor parte de la gente. ¿Cuán parecido? ¿En cuántos mundos? Los suficientes para ser de utilidad. Los suficientes para ser eficaz. (Tomado del contenido del libro) (Fecha de reseña 11/12/2015)

    Formato: DOC (Word 97-2003)

  • Portada no disponible

    Capullo 

    Edgan, Greg

    En 1993, Greg Egan ganó el prestigioso Premio Ditmar, de Australia, con su novela Quarantine, publicada en 1992. Su siguiente novela, Permutation City, aparecida en 1994, ha ganado dos premios, el Ditmar (Australia) y el Campbell (USA). Este cuento también ganó el último Premio Ditmar y fue uno de los nominados para el Premio Hugo 1995, cosa nada fácil de lograr en los EEUU, ya que Egan es australiano y los lectores yankis (quienes votan el Hugo) suelen ser xenófobos con los autores extranjeros. (Tomado del contenido del libro) (Fecha de reseña 11/12/2015)

    Formato: DOC (Word 97-2003)

  • Portada no disponible

    Castlee 1 los sueños de heaven leigh 

    Andrews, Virginia Cleo

    La historia de Heaven, una niña bella e inteligente que deposita grandes esperanzas en su futuro. Sin embargo, su realidad no puede ser más deprimente y sórdida: hija de una distinguida joven de Boston, vive con su padre, un rudo y brutal montañés, y su madrastra, que la obliga a inhumanas tareas domésticas, en medio de la pobreza más absoluta en una mísera cabaña del monte donde, además se hacinan sus cuatro hermanastros y sus abuelos paternos. (Tomado del contenido del libro) (Fecha de reseña 17/11/2015)

    Formato: DOC (Word 97-2003)

  • Portada no disponible

    Castlee 2 angel negro 

    Andrews, Virginia Cleo

    La hermosa e inteligente Heaven Leigh hija de una rica heredera que huyó de su hogar para casarse con un hombre pobre, ha tenido una infancia de privaciones y miseria. Pero esta pesadilla se desvanece cuando Heaven tiene la posibilidad de ir a vivir a la fabulosa mansión de su abuela materna, en Boston. Ante ella se abre una nueva vida, promisoria y llena de esperanzas: podrá estudiar, llegar a ser alguien y, lo que más desea, reunir a sus hermanos para vivir en familia. (Tomado del contenido del libro) (Fecha de reseña 17/11/2015)

    Formato: DOC (Word 97-2003)

  • Portada no disponible

    Castlee 3 corazones caidos 

    Andrews, Virginia Cleo

    Tras superar el doloroso trance aparejado por la muerte de Troy, su tío y amante, Heaven se instala como maestra en la región de los Wilis y contrae matrimonio con el joven Logan. Sin embargo, en su viaje de bodas, los recién casados visitan la mansión de Tony Tatterton, el auténtico padre de Heaven, y ésta asiste a un descubrimiento que trastoca todos sus proyectos: Troy no ha muerto y vive aislado en una cabaña del bosque. Una ardiente y fugaz pasión renace entre ellos y Heaven queda embarazada. Por su parte, Logan sucumbe a los encantos de Fanny, hermana y rival de Heaven, que también queda embarazada. (Tomado del contenido del libro) (Fecha de reseña 17/11/2015)

    Formato: DOC (Word 97-2003)

  • Portada no disponible

    Castlee 4 las puertas del paraiso 

    Andrews, Virginia Cleo

    Narra la sobrecogedora historia de Annie, la hija de Heaven. Desde que su madre abandonara para siempre la diabólica mansión de Farthinggale Manor, Annie siente una intensa curiosidad por ese lugar. En compañía de Luke, su querido amigo y confidente, imagina que la mansión familiar es un paraíso romántico y maravilloso donde podría realizar todos sus sueños. Sin embargo, la fatalidad signa el destino de Annie: a raíz de un accidente de tráfico mueren sus padres, y ella resulta con las piernas paralizadas. El posesivo Tony Tatterton. bisabuelo de Annie, la lleva a Farthinggale Manor y se encarga de su recuperación, apartándola del mundo exterior. (Tomado del contenido del libro) (Fecha de reseña 17/11/2015)

    Formato: DOC (Word 97-2003)

  • Castlee 5 telaraña de sueños

    Castlee 5 telaraña de sueños 

    Andrews, Virginia Cleo

    Nos relata la historia de la madre de Heaven Leigh y, descubrimos cómo empezó la maldición de los Casteel. Leigh van Voreen tenía que escapar de la mansión Farthinggale, de Boston. El tremendo secreto que ella guardaba ensombrecería su vida para siempre. Jillian, su madre, no la creería... y Tony Tatterton, su padrastro, la había traicionado del modo más cruel. Pero la pura devoción de Luke Casteel, era para ella una promesa de esperanza y respeto. Sólo Luke conocía el más profundo de sus secretos. (Tomado del contenido del libro) (Fecha de reseña 17/11/2015)

    Formato: PDF (Portable Document File)

  • Cuentos edwards

    Cuentos edwards 

    Edwards, Jorge

    Ahora recuerdo que nos pareció muy natural, a pesar de lo poco que nos conocíamos, la invitación de Verónica al campo. Después supimos que mi madre lo había arreglado todo. Mi madre tenía bastante confianza con la familia de Verónica, desde sus buenos tiempos; además, era experta en arreglar asuntos de esta clase. En esos días, mi padre no se sentía nada de bien; estaba pálido, desencajado, y se le olvidaban las cosas Poco antes de que partiéramos le vino una fatiga, a medianoche Dormía mal y se pasaba las noches caminando por la casa. Decía que el mejor descanso.

    Formato: DOCX (Word 2010 o superior)

  • Portada no disponible

    Un destello en la niebla 

    Andrews, Virginia Cleo

    He esperado hasta el último minuto para escribir estas líneas, especialmente porque no sabía si obedecería a mi padre y me matricularía con Gisselle, mi hermana gemela, en un elitista internado para señoritas de Baton Rouge. A pesar de mis promesas, la idea me provocaba pesadillas. (Tomado del contenido del libro) (Fecha de reseña 17/11/2015)

    Formato: DOC (Word 97-2003)

  • Portada no disponible

    Dune la yihad butleriana 

    Herbert, Brian

    Cualquier estudiante consciente ha de comprender que la historia no tiene principio. Con independencia de cuándo empiece la historia, siempre hay héroes y tragedias tempranas. (Tomado del contenido del libro) (Fecha de reseña 11/12/2015)

    Formato: DOC (Word 97-2003)

  • Portada no disponible

    Flores en el atico 

    Andrews, Virginia Cleo

    Es muy propio el atribuir a la esperanza el color amarillo, como el sol que raras veces veíamos. Y al ponerme a copiar del viejo Diario que escribí durante tanto tiempo para estimular la memoria, me viene a la mente un título, como fruto de la inspiración: Abre la ventana y ponte al sol. Y, sin embargo, dudo en asignárselo a mi historia, porque pienso que somos algo más que flores en el ático. Flores de papel. (Tomado del contenido del libro) (Fecha de reseña 17/11/2015)

    Formato: DOC (Word 97-2003)

  • Portada no disponible

    Fulgor oculto 

    Andrews, Virginia Cleo

    Al atardecer, poco después de que el sol se oculte tras las copas de los cipreses en la zona occidental del bayow, me siento en la vieja mecedora de roble de grandmére Catherine con Pearl en los brazos y canturreo una antigua melodía cajún que solía tararear grandmére para dormirme, incluso cuando era ya una muchachita cuyas coletas ondeaban al viento mientras atravesaba el campo desde la orilla del pantano corriendo hacia nuestra chabola montada sobre pilotes. Cierro los ojos y aún oigo su llamada. (Tomado del contenido del libro) (Fecha de reseña 17/11/2015)

    Formato: DOC (Word 97-2003)

  • Portada no disponible

    Jardin sombrio 

    Andrews, Virginia Cleo

    Me he visto obligada a dejar este recuerdo. Si otros no se hubieran decidido a contar mi historia en beneficio propio, los secretos de los Foxworth habrían quedado enterrados en la tumba conmigo. La crueldad se presenta bajo muchas formas, y la ignorancia es una de ellas. A causa de mi ignorancia he sido juzgada. Ahora me he ido con Él, el único juez cuyo veredicto cuenta y he aceptado Su pronunciamiento respecto a mi alma. Aquellos de vosotros que estéis ahí abajo conoceréis la verdadera historia. Y al saber la verdad, juzgadme si os atrevéis. (Tomado del contenido del libro) (Fecha de reseña 17/11/2015)

    Formato: DOC (Word 97-2003)

  • Portada no disponible

    La joya secreta 

    Andrews, Virginia Cleo

    Siempre comienza igual. Primero le oigo cantar la canción de cuna. Él me lleva en sus brazos, y caminamos por marismas en las que la hierba crece tan alta que ni él ni yo podemos ver sus pies, sólo la parte superior de sus botas altas. Él se cubre con un sombrero de paja cuya ala cubre con una máscara de sombras sus ojos y nariz. Yo llevo mi boina rosa y blanca. (Tomado del contenido del libro) (Fecha de reseña 17/11/2015)

    Formato: DOC (Word 97-2003)

  • Mil soles esplendidos

    Mil soles esplendidos 

    Hosseini, Khaled

    Fue un jueves. Tenía que ser un jueves, porque Mariam recordaba que había estado nerviosa y preocupada ese día, como sólo le ocurría los jueves, cuando Yalil la visitaba en el kolba. Para pasar el rato hasta que por fin llegara el momento de verlo cruzando el claro de hierba que le llegaba hasta la rodilla y agitando la mano, Mariam se había encaramado a una silla y había bajado el juego de té chino de su madre. (Tomado del contenido del libro) (Fecha de reseña 11/12/2015)

    Formato: PDF (Portable Document File)

  • Portada no disponible

    Una mujer con pasado 

    Delinsky, Barbara

    El corazón siempre muestra una sorprendente capacidad para amar, confiar y perdonar. Poppy Blake se debate entre la incredulidad y la duda. Hace catorce años que Heather Malone, su mejor amiga, llegó a la apacible localidad de Lake Henry, se integró en la comuni-dad y, con su dulzura y serenidad, se ganó el respeto y el aprecio de todos. Ninguno de ellos, ni siquiera el hombre que acabó enamorándose de ella, supo jamás nada de su pasado. Tampoco les importaba, hasta ahora, Heather acaba de ser detenida, acusada formalmente de un asesinato cometido hace quince años en el otro lado del país. (Tomado del contenido del libro) (Fecha de reseña 11/12/2015)

    Formato: DOC (Word 97-2003)

  • Portada no disponible

    El orden de las familias 

    Edwards, Jorge

    HENRI MICHAUX Ahora recuerdo que nos pareció muy natural, a pesar de lo poco que nos conocíamos, la invitación de Verónica al campo. Después supimos que mi madre lo había arreglado todo. Mi madre tenía bastante confianza con la familia de Verónica, desde sus buenos tiempos; además, era experta en arreglar asuntos de esta clase. En esos días, mi padre no se sentía nada de bien; estaba pálido, desencajado, y se le olvidaban las cosas Poco antes de que partiéramos le vino una fatiga, a medianoche Dormía mal y se pasaba las noches caminando por la casa. Decía que el mejor descanso, para él, era veranear en Santiago; pero nosotros adivinamos, a través de una conversación de mi madre con José Ventura, que había hecho malos negocios y no podía pagar el arriendo de una casa en Viña. (Tomado del contenido del libro) (Fecha de reseña 11/12/2015)

    Formato: DOC (Word 97-2003)

  • Portada no disponible

    Petalos al viento 

    Andrews, Virginia Cleo

    Qué jóvenes éramos el día en que escapamos! Hubiésemos debido sentirnos intensamente vivos al vernos libres, al fin, de aquel triste y solitario y sofocante lugar. Hubiésemos debido estar entusiasmados de viajar en un autobús que rodaba lentamente, bamboleándose, hacia el Sur. Pero si estábamos alegres, no lo demostrábamos. (Tomado del contenido del libro) (Fecha de reseña 17/11/2015)

    Formato: DOC (Word 97-2003)

  • Portada no disponible

    El planeta loco 

    Silverberg , Robert

    La colonia terrícola de Quirón se estaba convirtiendo justamente en lo que Dane Chandler deseaba. Lo sintió así en el mismo instante de abandonar la nave interestelar y poner el pie en el cuarto planeta de Procyon. (Tomado del contenido del libro) (Fecha de reseña 17/11/2015)

    Formato: DOC (Word 97-2003)